Este blog desea servir de vehículo de encuentro y de divulgación de los mitos latinoamericanos, para contribuir a que los antiguos personajes y situaciones simbólicas arquetípicas se contacten de nuevo con nuestras conciencias, despertando esa antigua habilidad que tenían nuestros antepasados de leerlas intuitivamente y de servirse de ellas como alimento espiritual. Para contextualizar el tema recomendamos iniciar con las lecturas de Pueblos indígenas en Latinoamérica, Pueblos indígenas en Colombia, Sentir Indígena, Definición de Mito, Consecuencias de olvidar los mitos, Mitos en Latinoamerica, Formas del Mito y Mitos de Creación. En estos últimos se desea hacer un especial énfasis.



Para hacer de este Blog un espacio compartido, agradeceremos los aportes de los lectores, ya sea para transcribir el mito de un país, como para expresar sus opiniones sobre la página o sobre algún mito en particular. En ambos casos pueden utilizar el vínculo de COMENTARIOS que hay al final de cada mito.

¡Ayúdenos a hacer de esta página un Banco de Mitos Latinoamericanos! En enero de 2016 ofrecimos unas estadísticas de las 10 páginas más vistas en el período de 8 años.








Free counter and web stats






jueves, 10 de abril de 2008

Venezuela- Mito Piaroa - La creación y origen de los seres


Los Piaroa son un pueblo indígena que viven a lo largo de las riberas del río Orinoco y sus afluentes en la actual Venezuela, y en algunos lugares dispersos en otras partes de ese paísa y de Colombia. Su población actual es de unas 12000 personas. Este relato fue tomado de la obra Mitos de Creación de la Cuenca del Orinoco.
.
Todo estaba oscuro, no había sol, no había agua, no había cielo, no había montañas, no había hombres. Wajari, creador de los elementos, de los animales y del ser humano aún no había nacido.

De pronto apareció Buoka al lado de un hermoso árbol que él mismo llamó Kareru. Este árbol producía el jugo del conocimiento. Enemey Ofoda, un espíritu, le dijo a Buoka que bebiera el jugo de este árbol. Buoka así lo hizo y tuvo visiones de lo que podía hacer.

Kareru es el primer árbol, es el árbol abuelo y el árbol padre. De él nacieron el báquiro padre, el chachare padre y el armadillo padre. Buoka bebió del jugo del árbol Kareru. Entonces tuvo visiones. En esas visiones viajó y llegó a los lugares sagrados subterráneos de los espíritus del báquiro, de los cachicamos y de otros animales de la selva. Vio todos los animales espíritus que viven en las profundidades de la tierra y escuchó las voces de los instrumentos musicales del báquiro.
Estas visiones las logró con un solo trago de jugo del Kareru. También miró la imagen de los demás instrumentos musicales y vio a través de las cascadas, atravesó el cielo con sus ojos y alcanzó a ver los espíritus de las montañas. Vio el nacimiento y la desembocadura del gran padre de las aguas, el río Orinoco. También la montaña de Paria, el río Sipapo y el Alto Cuao. También vio los lugares sagrados de los animales de las montañas.
El árbol Kareru reproduce la voz del padre báquiro, del padre chachare y del padre armadillo. También está dentro de él la voz del abuelo y el grito del oso de las montañas.
La segunda vez que Buoka bebió el jugo del árbol Kareru, en sus visiones vio a su hermano y pensó en hacerlo realidad para que se convirtiera en gran jefe del mundo.
Buoka, se arrancó entonces el ojo derecho y del ojo derecho nació Wajari. Buoka pensó que los ojos de Wajari deberían ser claros como los ojos del tapir pero Wajari vino al mundo ciego. No obstante Wajari era sabio y antes de nacer ya había visto y visitado diversas partes de la tierra.

De esta manera preguntó a Buoka, su Creador: Hermano, ¿cómo puedes vivir sin agua, sin la tierra y sin el sol ? Entonces Wajari creó el agua para el mundo entero. Seguidamente le dijo al hermano: con las visiones que te da el jugo de Kareru y con mis pensamientos, comencemos a trabajar para crear los elementos de la naturaleza y todo lo que necesitan los Piaroa para vivir. Así, entre los dos hicieron el sol, las estrellas, la tierra, las cascadas y Buoka tuvo visiones sobre la organización de la familia: mujer, hijos, nietos. Los dos hermanos comentaban que todo lo que hacían también era necesario para otros pueblos indígenas que aparecieron en sus
visiones, los Baniva, los Waika, los Yabarana.
Wajari creó el sol en la tierra, luego lo limpió, lo sopló y lo levantó hacia el firmamento, pero el sol al principio no alumbraba nada. Wajari pensó que él sólo podía haberse perdido y decidió ir a visitar diversos sitios sagrados de las montañas para ver si lo encontraba. Al fin lo encontró y tomándolo dio un salto tan grande con él que lo colocó en el firmamento y lo puso a calentar muy fuerte. Cuando Wajari saltó con el sol en la mano se escuchó un trueno, era la voz del báquiro. Wajari elevó más el sol y sus rayos llegaron a todas partes para que el mundo lo viera. Su hermano Buoka, que había creado la luna, quiso hacer lo mismo con ella; la tomó, saltó, pero su salto no fue tan grande como el de Wajari ya que pegó contra el firmamento y la luna se golpeó la cara, luego la colocó un poco más abajo del firmamento y no le dio calor como hizo Wajari con el sol.

Cuando Buoka regresó a la tierra exclamó que sus pensamientos no eran tan fuertes y dijo que no tenía máscaras para los chacharos. Que también necesitaría fuerza para detener las enfermedades de los Piaroa.
Wajari, mientras tanto, pidió la ayuda de Ku-upa, el relámpago, compañero celestial cuando subió al firmamento y le pidió que le ayudara en la elaboración del ser humano. Ku-upa lo ayudó y Wajari/ sentado en el relámpago/ creó al hombre. Le hizo todas sus partes: piel, huesos, ojos y mientras hacía las partes del cuerpo, el relámpago enviaba diversos destellos y su voz se escuchaba en el firmamento. Esta es la voz del trueno y según las partes del cuerpo, algunas voces son suaves y otras fuertes. Mientras Wajari trabajaba sobre el relámpago, desde la tierra había crecido una palmera de cucurito que llegaba al cielo y una vez que terminó su labor, Wajari saltó al penacho de la palmera acompañado de la alegría de la creación del hombre que se manifestaba por los relámpagos y por los truenos. Mientras Wajari saltaba sobre la palmera del cucurito se seguían escuchando las voces del trueno y Wajari decía que ahora pintaría al cielo. También llamaba a su hermano Buoka, pero Buoka se encontraba recorriendo la tierra.
Cuando escuchó a su hermano Wajari llegó a ayudarlo en su creación y así le puso orejas a los hombres. Buoka se quedó ahora en el cucurito y Wajari bajó a la tierra para recorrer diversos lugares.

Después que Buoka lo ayudó saltó de la palmera hacia la tierra y produjo tanto ruido que golpeó la sangre y el corazón de Wajari. También los demás animales que estaban creados como el báquiro y el chachare, se sorprendieron.

Cuando Buoka regresó a la tierra y se encontró con su hermano Wajari le preguntó: ¿qué te pareció mi voz? También he creado las enfermedades de los animales. Wajari entendió que esto era malo y quiso que intercambiaran sus voces, pero Buoka no aceptó. Entonces Wajari, colérico le dijo: está bien, quédate con tu voz que yo crearé ahora a Redyo (Reñu), el huérfano de la selva, el dueño de las enfermedades que ordenará a los animales para que transmitan las enfermedades a los Piaroa.
Wajari se sentó en el banquito de madera de los huérfanos y se dio a la tarea de formar sus partes: la sangre, los pies, la piel, los huesos y la voz. Luego le dijo el nombre de los animales que transmiten las enfermedades. También les hizo una larga lista de nombres de lugares sagrados que son portadores de enfermedades.

Los pensamientos de Wajari y de Redyo visitaron todos los lugares sagrados. Redyo pasa a ser el abuelo de todos los animales, el que controla las enfermedades de los animales y el que comprueba si en verdad los hombres han recibido la enfermedad de los animales.
Luego, Wajari enumeró los nombres de los grupos piaroa y de todos los lugares sagrados donde los animales fueron creados. Después dijo a su hermano: se han creado muchas enfermedades peligrosas para mujeres y niños. Los niños no pueden comer animales. Cuando tomes "agua amarga" no comas animales, tampoco debes comer animales cuando en las fiestas de iniciación te atraviesen la lengua con la espina de la raya (sibári). No comas animales. Las enfermedades de los animales serán peligrosas tanto para los jóvenes como para los viejos. Esto dijo Wajari a su hermano.
Wajari mientras hablaba escuchaba voces maravillosas. Sus pensamientos escucharon las voces del Warime. Entonces dijo: a los Piaroa les quedará el Warime. Los personajes del Warime son personajes de la creación. Yo los he creado con mis pensamientos, yo fui quien creó los animales, los hombres y los alimentos.
También acudieron a los pensamientos de Wajari todas las frutas de la selva. Por eso Wajari es el Señor de las frutas de la selva. En las visiones que tuvo bajo los efectos del Kurey, Mariweka percibió también la imagen de su hermana Tchejeru. También miró en sus visiones a otros personajes como Neya'wa, Mararedyo, Enemey y Puruna. Los pensamientos de ellos también son pensamientos sabios como los de Wajari. Wajari se golpeaba el cuerpo con las mazorcas de maíz y decía: yo veo el futuro.
Su hermanaTchejeru se hizo realidad y sus pensamientos eran similares. Sus pensamientos viajaron por encima y por debajo del Mariweka. Así surgieron también los Meñeruwa, los dueños de la palabra y del canto. Por eso es que los actuales Meñeruwa pueden enseñar y cantar, ellos también tienen importantes pensamientos. Para su aprendizaje los Meñeruwa se someten a diferentes pruebas: se dejan picar por las hormigas, por las avispas y les atraviesan la lengua con la espina de la raya. También tienen que tomar agua amarga y pasar por la "fiesta de las puyas". Si no tienes miedo aprenderás más rápido. Si tienes miedo no podrás aprender nada porque tus pensamientos no serán productivos. Tienes que aprender hasta la muerte y someterte a la fiesta de las puyas. Tus hijos tendrán que hacer lo mismo. Esta es la enseñanza de Wajari,el padre de los Piaroa.

3 comentarios:

danjg-34@hotmail.com dijo...

soy piaroa venezolano me gustaria integrarm porque actualmente soy estudiante de educacion mencion matematica y fisica en la universidad del zulia

Anónimo dijo...

buena tarde hermano, primero lo felicito por la publicacion de este blog, es trabajo importante y muy agradecido por los venezolanos interesados en nuestra cultura originaria, muchas gracias por su esfuerzo, si todos peleamos por ver la importancia de estos mitos tendremos una identidad fuerte y real, autentica y defendible. fuerza en su mision hermano, siga asi. energia y salud para usted

desiree dijo...

hola exelente pagina, pero me gustaria saber en donde puedo conseguir el mito de wayari, creando hombres, ya que he revisado varias paginas de internet y aun no consigo la historia del mito, gracias espero sus respuestas.